Primeros años

Fui un emprendedor inquieto desde niño. A los 10 años creé un diario escolar que vendía a mis compañeros. A los 12 organizaba fiestas en las que hacía de disc jockey con las novedades musicales que traía de mis viajes familiares a New York.

Estudios y proyectos personales

Al terminar la escuela secundaria, comencé mis estudios de Economía en la universidad. También empecé a trabajar en el hotel de mi padre. Mis logros allí más la influencia de algunos compañeros con espíritu emprendedor, me llevaron a iniciar un proyecto propio.

Logros iniciales

Mi primer emprendimiento personal fue la agencia Achievers Publicidad, que abrí con 22 años. A los pocos meses contaba entre mis clientes con empresas importantes como Correo Argentino, Banco Comafi y Coto. Cuando le saqué a Leo Burnett la cuenta de CTI Móvil, una de las más grandes de Argentina, abandoné los estudios. Unos meses después gané un FIAP de Oro.

Nuevos horizontes

Una grave crisis política, social y económica afectó a la Argentina en 2001. Yo cerré la agencia y decidí tomarme unas largas vacaciones. Tiempo después, junto con dos compañeros de estudios iniciamos un nuevo emprendimiento en Buenos Aires: alquilamos el hotel Bisonte, lo remodelamos y lo reabrimos como Dazzler. Así comenzaba una nueva etapa.

Expansión sin fronteras

En 2004, con tres hoteles administrados, decidí fundar Fën Hoteles. El crecimiento de la empresa no se detuvo y, en 2011, la expansión de los negocios me llevó a la tapa de “Inc.”, la revista de emprendedores más importante de los Estados Unidos. Mi historia se sigue escribiendo a diario gracias a la expansión de Fën a distintos puntos del planeta.